CDMX, 25 octubre 2021 (NOTICIASCD.MX / PERIODISMOENACCION.COM).- De acuerdo con información pública, la alcaldía Gustavo A. Madero, donde gobierna por segunda ocasión Francisco Chíguil, se ha convertido entre los primeros 23 municipios más peligrosos para las mujeres, en México.

Ante esa situación, el diputado local del PAN, Diego Garrido, exigió al Gobierno de la Ciudad, así como al alcalde morenista declarar Alerta por Violencia contra las Mujeres en la Gustavo A. Madero.

“Desde abril pasado, la alcaldía se ha mantenido entre las primeras demarcaciones en este delito, superando a lugares como Tijuana, Baja California, Iztapalapa o incluso el municipio de Ecatepec en el Estado de México, ciudades históricamente afectadas por la violencia, y ahora nuestra alcaldía ocupando un vergonzoso sexto lugar entre los 100 municipios con más ataques a nivel nacional”.

Dijo que el objetivo de una Alerta en GAM, es garantizar la seguridad de mujeres y niñas, el cese de la violencia en su contra o eliminar las desigualdades, “y es que resulta ser una herramienta de política pública efectiva para prevenir, atender y enfrentar la violencia contra las mujeres y el feminicidio”.

Esto quiere decir que, para Chiguil, de MORENA, las mujeres de GAM no son una prioridad, y le está dando la espalda a casi 700 mil mujeres pues es la segunda más poblada respecto de la CDMX.

Recordó que casos de éxito resultado de la declaratoria los hay, por ejemplo, en el Estado de México, la Secretaría de Seguridad, la Fiscalía General de Justicia del Estado, el Consejo Estatal de la Mujer y Bienestar Social, así como los 11 municipios en los cuales se declaró la AVGM trabajaron de manera conjunta a efecto de elaborar y validar la georreferenciación de las zonas de riesgo, que permitió focalizar las acciones que se realizaron en el marco de la AVGM, en especial para garantizar la seguridad de las mujeres, en esas zonas de riesgo: se realizaron patrullajes preventivos; se efectuaron revisiones a unidades de transporte público, vehículos particulares, ciudadanos; se instalaron sistemas de video-vigilancia, botones de pánico en plazas públicas; y se repararon, se dio mantenimiento o instalaron nuevas luminarias, esto de acuerdo a la evaluación de dicho mecanismo que emite el Instituto Nacional de las Mujeres (INMUJERES) en conjunto con el CONAVIM.