Ciudad de México, 17 Julio  (CDMX MAGACÍN).-Un juez decidió permitir que siga la construcción del puente vehicular sobre Periférico Oriente. Las obras fueron suspendidas en mayo, luego de que vecinos de Xochimilco pusieron un amparo contra la obra, al afirmar que los trabajos afectarían un humedal en la zona de Cuemanco.

De acuerdo con Reforma, vecinos recalcaron que la obra, la cual comenzó en febrero de este año, se realiza en zona de humedales. Por ello, el juez ordenó la suspensión temporal y aclaró que este recurso no precedería en caso de que se compruebe que los trabajos se han sujetado a proceso.

Sin embargo, este viernes 17 de julio se dio a conocer que el juez permitió seguir con esta obra, luego de que la Secretaría de Obras y la Secretaría del Medio Ambiente demostraron que no se afectará ningún humedal.

En un reportaje publicado por El País, se destacó que la construcción de un puente de seis carriles destruirá al menos tres hectáreas del humedal de Xochimilco, un área crucial para la resiliencia de la ciudad debido a su papel como regulador hídrico y de temperatura.

“La obra ya había sido planteada en las últimas dos Administraciones de la ciudad, pero cayó en saco roto debido a que la zona cuenta con múltiples herramientas de protección”, señaló la reportera Tersa de Miguel. Entre estos candados se encuentra la declaración como Área Natural Protegida (ANP) de México desde 1992.

En respuesta, la secretaria de Medio Ambiente, Marina Robles, reconoció que el puente se construye en un Área Natural Protegida, aunque afirmó que la obra cumple con los requisitos de la evaluación de impacto ambiental. Además, se refirió a la zona donde se construye el puente como un ‘humedal artificial’.

Al respecto, a través de un hilo de Twitter, Teresa de Miguel, reportera de El País, recordó que “en los años 90, Periférico atravesó Xochimilco y, para mitigar el impacto, se dejó en medio de los dos sentidos de la vía un camellón con humedal para mantener el flujo hídrico y de fauna y flora”. Justo “ese camellón es el que está siendo destruido ahora para levantar el puente. Ya se ha drenado la zona y rellenado con piedra (igual que se hizo en Texcoco para las obras del ahora cancelado aeropuerto)”.