Guía para ser un buen anfitrión durante las fiestas decembrinas: experto

0
75

CDMX, a 25 de Diciembre,2017.- Una de las cosas más complicadas en estas fiestas decembrinas, por la exigencia y el nivel de organización, es ser anfitrión en Navidad o Año Nuevo. Aunque puede convertirse en un momento estresante, recuerda que la finalidad es que tú y los invitados tengan una velada agradable.

El Mtro. Roberto Montalvo Gomez, coordinador de la Licenciatura en Administración de la Hospitalidad<http://ibero.mx/licenciaturas/licenciatura-en-administraci-n-de-la-hospitalidad#tabsperfiles2>, dijo que el objetivo de ser anfitrión es que los invitados la pasen bien. Sin embargo, un problema colateral es que el organizador puede padecer estrés durante el desarrollo del evento, mismo que puede transmitir a los invitados.

“Es importante no olvidarse de la parte humana, pues lo que se busca es contactar con otro ser humano, convivir y pasarla bien. Es el factor más delicado porque nos metemos tanto en la técnica o en la decoración para que todo quede perfecto a los ojos de los demás, y perdemos la perspectiva (por ejemplo) de la Navidad. El contacto es muy importante en la hospitalidad”, señaló Montalvo.

Para disfrutar las fiestas como anfitrión, recomendó tener la idea de hasta dónde se quiere servir durante el evento y considerar si es necesario pedir ayuda. Pero si prefieres estar pendiente de todos los detalles de la celebración durante el tiempo que dure, debes ser consciente de que no tendrás tiempo de platicar con los invitados o, incluso, sentarte un momento.

Para pasar una excelente Navidad y Año Nuevo siendo el anfitrión, el experto hizo las siguientes recomendaciones:

1.  Tener lista de invitados.
2.  Saber qué cocinarás y prever algunas compras, ya que conforme se acerca la fecha, más allá del aumento de precio, hay mucha gente de compras y eso incrementa el estrés.
3.  Habrá alimentos que tendrás que comprar el mismo día de tu evento. Lo ideal es ir temprano para evitar aglomeraciones o que se acabe el producto.
4.  Establecer una temática. Si será formal o informal, lo cual depende de la tradición de cada familia y de la esencia que le da a cada evento.
5.  Posibilidades y capacidades. Reconocer lo que se puede hacer y lo que no. Es importante pedir ayuda o contratar a alguien para cubrir algunos aspectos, para evitar los problemas y conflictos. Por ejemplo, hay cosas que se preparan en el momento y eso hay que considerarlo.
6.  Tolerancia. Tienes que prepararte para enfrentar cualquier imprevisto. Considerar que no todo estará bajo tu control. Por ejemplo, habrá quien quiera ir a misa y quien no, pero deberás hacer un plan pues todos son parte importante de la celebración.
7.  Planear el evento con una semana de anticipación te da un plazo aceptable. Si eres una persona muy ocupada, debes considerar al menos dos semanas. La decoración y el montaje pueden generar retrasos. La planeación debe incluir qué quieres hacer en cada momento.
8.  La clave para disfrutar de las fiestas es tener la idea de hasta dónde quieres servir o contratar a alguien que se encargue de ciertas cosas.

La Licenciatura en Administración de la Hospitalidad tiene una formación en negocios y administración. El perfil de la hospitalidad se orienta en cuatro áreas: entretenimiento, hospedaje, alimentos y bebidas, y de asistencia (negocios del área de salud, fundaciones y ONG).

Montalvo explicó que “el área de hospitalidad es como hacer una fiesta en tu casa: el objetivo es que todos vayan y estén felices”.

Comments are closed.