Ciudad de México, 18 Junio  (CDMX MAGACÍN).-El presidente Andrés Manuel López Obrador celebró la elección de México en la Organización de las Naciones Unidas, con 187 votos a favor, para formar parte de su Consejo de Seguridad.

“La votación de ayer es un reconocimiento de las Naciones Unidas a la grandeza histórica y cultural de nuestro país. En otras palabras el reconocimiento se otorga al pueblo de México”, expresó.

En conferencia de prensa matutina en Pachuca, Hidalgo, el mandatario agradeció a los pueblos y a los gobiernos del mundo el voto de confianza para ocupar un lugar en el Consejo. En la votación solo se registraron cinco abstenciones y ningún voto en contra.

“He instruido al secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard y a nuestro representante en la ONU, Juan Ramón de la Fuente, quien desempeñará tan honroso cargo, el propósito de hacer valer la tradición de política exterior de México”, remarcó.

Indicó que México promoverá algunos asuntos básicos al Consejo de Seguridad de la ONU. El primero, el cumplimiento de los derechos humanos fundamentales proclamados por el presidente Franklin D. Roosevelt: derecho a la libertad de palabra, a la libertad de culto, a vivir sin miedos y temores, y libres de miseria.

Promover la cooperación para el desarrollo sustentable con el propósito de que naciones ricas y organismos financieros internacionales apoyen a los pueblos y gobiernos pobres para combatir el hambre y las epidemias.

También propuso evitar el racismo, el clasismo, el sexismo, la xenofobia y la discriminación en todas sus expresiones.

Ayudar con inversiones y programas de desarrollo regional para que ningún ser humano se vea obligado a migrar de su lugar de origen por falta de oportunidades de trabajo o por violencia.

Procurar que en ningún conflicto se efectúe la fuerza y que en ningún caso se imponga el poder hegemónico de las potencias.

“México siempre votará a favor de la no violencia, guiados por el principio del presidente Benito Juárez García: «Entre los individuos como entre las naciones, el respeto al derecho ajeno es la paz»”, afirmó.

El presidente refrendó el compromiso de sustentar la política exterior de México bajo los principios de autodeterminación de los pueblos, la no intervención, la solución pacífica de las controversias, la proscripción de la amenaza o el uso de la fuerza en las relaciones internacionales, la igualdad jurídica de los Estados, la cooperación para el desarrollo, el respeto, la protección y promoción de los derechos humanos y la lucha por la paz y la seguridad internacionales como lo establece el artículo 89 de la Constitución Política de México.

El secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, detalló que además de México fueron elegidos para participar en el Consejo de Seguridad India, Noruega e Irlanda.

“Esto es un gran honor para México. El formar parte del Consejo de Seguridad le permite a México proyectar a nivel global en el máximo órgano de gobierno común en el mundo sus prioridades que son esencialmente la solución pacífica de las controversias, el respeto al derecho internacional y las causas que tienen que ver con la perspectiva de género y la desigualdad social que ahora se agudiza con el COVID-19”, acotó.

Por su parte, Juan Ramón de la Fuente, embajador de México ante la ONU, aseguró que este nuevo desafío da la oportunidad al país de demostrar al mundo que tiene mucho que ofrecer y aprender.