CIUDAD DE MÉXICO, 14 junio, (GUILLERMO JUÁREZ / CDMX MAGACÍN).–“He decidido posponer la presentación e iniciar un proceso abierto de discusión, de enriquecimiento y de valorización de esta”, anunció el senador Ricardo Monreal, en torno a la iniciativa de fusionar tres órganos reguladores en una sola entidad moderna, objetiva y, sobre todo, menos onerosa.
El pasado martes 9 de junio, anotó el legislador,  solicité enlistar en la gaceta de la Comisión Permanente, una iniciativa de modificación constitucional a los artículos 27 y 28, la cual considero de suma importancia para la vida pública del país.
El Senador Ricardo Monreal Ávila, presidente de la Junta de Coordinación Política, Jucopo, del Senador de la República ofreció un mensaje  que se dio a conocer en las redes Sociales.
Esta iniciativa, plantea fusionar tres instituciones autónomas: el Instituto Federal de Telecomunicaciones, la Comisión Federal de Competencia Económica y la Comisión Reguladora de Energía.
Indicó el legislador que el propósito es el de promover y preservar la competencia efectiva en todos los mercados y sectores productivos, en beneficio obviamente de los consumidores y de los usuarios.
Anuncio un amplio debate nacional, para que los actores e interesados en el funcionamiento, objetivos y trabajo de los organismos en referencia, permitan establecer el diálogo a la verdadera competencia, a la cual nadie puede estar alejada.
Estamos hablando de los tres sectores fundamentales para el desarrollo nacional: el energético, el de telecomunicaciones y el de la radiodifusión, para los que debemos encontrar medidas que garanticen su correcta regulación y fomenten lo que nos interesa, la competencia económica.
Ricardo Monreal dijo que no es una novedad que, en México, a raíz de las privatizaciones llevadas a cabo en la década de los 90 del siglo pasado, se generaron prácticas desleales que distorsionaron nuestro mercado, en prejuicio de la sociedad y de los consumidores.
Puntualizó que toda su vida pública se ha conducido con independencia y con autonomía en sus decisiones y pertenece a un movimiento social del que se siente orgulloso, porque coincide con los ideales y los principios que sostiene.
Por ello es importante aclarar que no hay intención de crear un superpoder ni dar paso al autoritarismo o a la concentración de funciones de estas instituciones en el Ejecutivo, mucho menos eliminar su carácter de autonomía constitucional, dijo Monreal, antes de anunciar que pospone la presentación de su iniciativa de Reforma Constitucional.